¿Porque los perros se emocionan cuando te ven?

Los perros se emocionan cuando te ven

Todos los que somos dueños de perros experimentamos siempre la emoción que ellos tienen cada vez que llegamos a casa. Corren, saltan, dan vueltas y se ponen en dos patas tratando de captar nuestra atención y dando una gran bienvenida. 

¿Quién es Gregory Berns?

Este comportamiento tiene una explicación que fue estudiada por el neurocientífico Gregory Berns.

Este neurocientífico pudo realizar pruebas en perros y descubrir que son capaces de diferenciar entre los humanos y los animales de su propia especie. E incluso descubrió que el olor de sus dueños despierta en su cerebro emociones incomparables. Estos estudios dieron origen a su libro “How Dogs Love Us”, en español “Cómo nos aman los perros”.

En el libro, el autor intenta meter al lector en la mente del perro, explicar el motivo de sus comportamientos y demostrar que ellos realmente tienen sentimientos.

Factores que influyen en este comportamiento

Este comportamiento se debe en realidad a varios factores. Cuando existe un vínculo entre el perro y su dueño, ellos pueden sentir un afecto verdadero. Pueden darse cuenta que no pertenecemos a la misma especie pero guardan un gran sentimiento por nosotros, tal cual lo hacen con los miembros de su familia y especie.

Además entra en juego toda la atención que le das. No solo le das de comer sino también cariño, amor, atencion y compañia. El perro sabe darse cuenta de todo esto y cuando no estas siente tu ausencia, que se transforma en emoción total al verte llegar.

Otras señales de que tu perro te adora

Así que, si ves este comportamiento en tu perro, ya sabes, es un sentimiento real e indiscutible, que sólo tendrá contigo. No intentes calmarlo, puedes seguirle la corriente, acariciarlo y devolverle el cariño.

Pero no solo es esta la forma que tiene de demostrarte su amor. Hay otras señales también muy verdaderas. Por ejemplo, algunos lamen los pies o cualquier parte del cuerpo con la que tenga contacto. También lo hacen cuando se relajan en tu regazo o cuando quieren jugar contigo. En otros momentos seguramente te persigue a donde vayas y menea la cola, o notas que se pone triste cuando te vas de la casa.

Puedes prestarle atención a estos detalles. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *